viernes, 24 de abril de 2009

Separados de Mí

Cuantas veces a lo largo de la vida tomamos decisiones, y al final nos damos cuenta que nos equivocamos. Hay decisiones que nos han salido muy caras, ya que pueden involucrar a más personas. Otras que las hemos tomado de una manera ligera sin meditar, por lo cual también, el resultado no fué el mejor.

Nuestra vida completa se basa en decisiones, por lo que Cristo decía en una de sus enseñanzas: Yo soy la vid, vosotros los pámpanos; el que permanece en mí y yo en él éste lleva mucho fruto; porque separados de mi nada podeís hacer. ( Juan 15:5 )

Esto quiere decir que para que nuestra vida sea fructífera y nos vaya bién en todo, debemos estar ligados a El.

El ser humano, frecuentemente goza con tomar decisiones independientes, porque ésto le hace sentir importante, pero no podemos independizarnos de Dios, ya que el nos creó, ¿ quién nos conocerá mejor que El ?

Debemos presentarle nuestra vida, nuestras decisiones, pensamientos, así el nos guiará a la mejor decisión, ya que El sabe todo acerca de nuestra vida, lo que te conviene y lo que no te conviene.

1 comentario:

Sierva dijo...

Hola Diana!! Bendiciones!

Agradezco mucho tu visita a mi blog y el comentario...

Felicidades por tu blog...Es de gran bendicion, por ello coloqu'e un enlace en el mio...

Abrazos y bendiciones!

Cuidate...Sigue fiel a DIOS!